José-Ramón Ferrandis: «Occidente se suicida rápidamente encareciendo sus costes energéticos y productivos»

El cambio climático centró el debate de la Sesión Plenaria del Foro de la Sociedad Civil, celebrada el pasado 21 de abril, en la que participó como invitado especial José-Ramón Ferrandis, director del Centro Diego de Covarrubias y autor del ensayo Crimen de Estado, «un análisis multifacético efectuado sobre la gigantesca y onerosa farsa del calentamiento global», como él mismo lo define.

La hipótesis central del ensayo de Ferrandis es que no existe correlación alguna entre emisiones de CO2 y temperaturas de la atmósfera. Según el autor, el CO2 es en un 97% de origen natural.

De acuerdo a datos ofrecidos por Ferrandis, el 95% de los gases de efecto invernadero es vapor de agua.

Del 3% de CO2 antropogénico, la gran mayoría procede de China, con India creciendo a gran velocidad. «Esos países mejoran su eficiencia y su competitividad, mientras que Occidente se suicida rápidamente encareciendo sus costes energéticos y productivos», dijo Ferrandis.

«Superado el fiasco del Protocolo de Kioto, los organismos de Naciones Unidas, en un ejercicio de globalismo sin control, han construido un igualmente inútil y contraproducente Acuerdo de París. De ambas farsas han quedado excluidos China, India y Rusia. ¿Se puede ser más criminal con sus propias naciones que los líderes de Occidente?», afirmó.

A la presentación del libro siguió un animado coloquio, en el que se trataron aspectos como la falta de fundamento científico de los planteamientos calentológicos, la inadecuación y los errores de los modelos del clima que predominan en la comunicación social, los aspectos religiosos del movimiento verde, las trampas de los organismos implicados en este «complot globalista» o los permanentes fracasos de todas las profecías apocalípticas con que los adalides del calentamiento mienten desde hace 50 años.